Regional

Giovanna Prado, la Escritora Tolimense que puso la cuota colombiana en la recopilación mundial de crónicas sobre el COVID-19

Durante el tiempo trascurrido en confinamiento obligatorio en Colombia,  la información noticiosa nos aprieta el alma y, a la vez,  nos llama a una confianza esperanzada de buenos augurios  al aproximarnos la pandemia al riesgo letal del contagio. Desde los umbrales del contagio por COVID-19, en el límite mejor dotado de visiones positivas y creativas, se ha instalado este reportaje para llevar a nuestros lectores  la grata historia de nuestro Personaje,   de cómo se convirtió en protagonista en un evento que convocó mundialmente a interesados en presentar sus creaciones literarias, a propósito de editar  una crónica colectiva sobre el COVID 19, con visiones particulares de diferentes partes del mundo sobre el mismo fenómeno,  evento en el que una  colombiana, tolimense,  logró que su sensible percepción de lo trágico, la pandemia, fuera incluida entre los escogidos para presentar su versión desde esta parte del mundo.

Todo empezó en febrero, cuando la Editorial Lo Que No Existe de Madrid, España, hizo una convocatoria por twitter para que personas en el mundo contaran a través de un micro relato, cómo han vivido estos días de confinamiento y angustia a raíz de la pandemia. Los mejores relatos serían incluidos en esta crónica internacional. Fue así como Giovanna Prado, escritora colombiana decidió sumarse y enviar su percepción muy personal de lo vivido, con el ánimo de compartir lo que estaba sintiendo. El relato fue uno de los seleccionados para ser parte del libro lanzado el pasado 8 de junio en Madrid y disponible en plataformas como Amazon y Google Play Books desde el pasado 15 de junio en su formato físico y virtual, y se convirtió en la cuota colombiana de un testimonio global de la pandemia.

De esto y su rutero como escritora, conversamos con Giovanna, Comunicadora Social de la Universidad Central, radicada en Ibagué hace un año y medio y escritora por convicción desde hace dos años.

Hablar de Giovanna es decir que es una geminiana en su máxima expresión, comunicadora social, esposa y madre de un hijo, apasionada por la lectura, la salsa y la escritura. Nació en Bogotá hace 40 años en el seno de una familia de padre tolimense y madre vallecaucana y tres hermanos de los cuales es la mayor. Estudió Comunicación Social en la Universidad Central en Bogotá, convencida de que su gusto por la lectura y la buena conversación se verían potencializados en este campo.

El gusto por la escritura nació desde muy pequeña, aunque como ella misma lo afirma: “Tardamos el tiempo que debemos tardarnos, en darnos cuenta de las cosas buenas que tenemos” y por ello aunque en la Universidad por temas de su carrera escribía, no fue sino hasta hace dos años cuando en una pausa laboral decidió volver a escribir por gusto en un blog para mujeres de 40 años con temas que fortalecen la resiliencia y la autoestima. La idea la tuvo su mejor amiga y cuando se lo propuso no dudo un segundo en aceptarlo. “Era como si por fin me pudiera encontrar con lo que buscaba hace mucho tiempo” dice entre risas, mientras mueve las manos al hablar, característica que según ella delata lo inquieta que es, “sencillamente no me puedo estar quieta” añade.

De esa experiencia han pasado dos años y varias cosas. Una de ellas, su participación por primera vez como coautora en un libro de relatos sobre la pandemia titulado “Deja que todo el mundo te lo cuente”, de editorial Lo Que no existe de Madrid, España, algo que la llena de orgullo y sobre lo que conservamos en la tarde de hoy.

Panorama: Por qué empezar a escribir en este momento de su vida?

Giovanna Prado: La verdad siempre me ha gustado escribir, lo hacía de niña, esa época en la que no nos agobia el tiempo y no existen las presiones. En mi diario plasmaba anécdotas de mi cotidianidad, y algunos secretos inconfesables que tenemos a los 7 años (ríe). Fui creciendo y aunque mi gusto por la escritura nunca desapareció no lo hacía con la constancia que tenía de niña. La Universidad alimentó aún más esa pasión y sin embargo no lo veía como mi profesión en ese momento, si no como un gusto delicioso para hacer en cualquier momento a manera de hobby.  Hace un par de años tomé varias decisiones en mi vida que me trajeron a donde estoy, como radicarme en Ibagué lo que me dio el tiempo y la tranquilidad para entender que quería hacer de la escritura, mi profesión. Mi papá es tolimense así que aquí me siento en casa y quizás ese era el impulso que necesitaba.

P: Cuéntanos del libro “Deja que todo el mundo te lo cuente” de Editorial Lo Que No Existe de Madrid, España  lanzado el pasado 8 de junio en donde participó con un micro relato sobre la pandemia del COVID-19.

G: Bueno la verdad ha sido una oportunidad maravillosa poder participar en este proyecto. El pasado 11 de abril, la editorial hizo una convocatoria a través de twitter, invitando a personas de todo el mundo a enviar sus relatos de cómo han vivido esta pandemia, para seleccionar algunos con el fin de hacer parte de una crónica colectiva internacional. Cuando lo leí pensé: “wow quiero expresar algo puntual que me pasó y que creo que a todas las mamás nos ha pasado” y me senté a escribir. El relato salió desde lo más profundo del corazón, realmente creo que necesitaba expresarlo y bueno el pasado 26 de mayo me avisaron que mi relato había sido seleccionado y que haría parte del proyecto, por supuesto fue una agradable sorpresa para mí.

P: Dónde encontramos el libro?

G: El libro se lanzó en España, y ya está disponible en su versión física y digital.

P: Qué la inspira, sobre que escribe?

G: Básicamente escribo sobre mis vivencias, lo que siento y he vivido, creo que de allí saco todo el insumo para mis escritos. Me encanta la narrativa como género literario, creo que te da licencia para escribir lo que quieras sin ningún tipo de limitación. Actualmente tengo un blog llamado La tertulia 40 en redes sociales como Facebook e Instagram y está enfocado en recomendaciones sobre libros, cine, series etc. Trato de poner mi experiencia en cada post para que quien lo lea se sienta identificado, porque definitivamente es clave hacer clic con el lector. El blog ha sido un ejercicio maravilloso y me ha permitido adquirir la disciplina para escribir, tan importante en esto.

P: Qué viene para usted, qué enfoque quiere darle a su carrera?

Bueno pues en este momento estoy concentrada escribiendo mi primer libro, alimentado de muchas vivencias propias y ajenas, a los 40 años tienes mucho que contar. Creo que el sueño de todo escritor es ver su obra publicada y yo no soy la excepción. Por otra parte seguir posicionando mi blog es algo en lo que trabajo a diario, pues definitivamente fue lo que reavivo la llama y me acercó a las letras, así que le tengo un cariño especial. también estoy preparándome para participar en otras convocatorias como Bogotá en 100 palabras que tendrá jurados de la talla de Ricardo Silva, y que me permitirá seguir fogueándome en este campo, pienso que es la mejor manera de aprender y como te digo adquirir disciplina, que en mi caso es muy importante porque suelo ser dispersa. Por lo demás hay muchos sueños en mi cabeza y bueno estoy trabajando para hacerlos realidad.

La charla sigue fluyendo entre opiniones de libros y sus autores favoritos. Nos despedimos, ella sigue moviendo las manos, tratando de darle forma a todo lo que dice, acompañando las palabras que salen como ráfagas porque habla muy rápido posiblemente a la velocidad que llevan sus pensamientos.

Publicaciones relacionadas

Un comentario

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba